miércoles, 22 de junio de 2016

Retropost #1012 (22 de junio de 2006): Realidad virtual duplicada




Han salido los últimos volúmenes de la Miscelánea, la revista de nuestro departamento que yo dirigía el siglo pasado, y en uno de ellos ( una reseña de un libro, Memory, Imagination and Desire, editado por Luis Miguel García Mainar y Constanza del Río (Heidelberg, Winter, 2004) en el que tengo un capítulo titulado "An Apocalypse of Total Communication: Utopian and Dystopian Perspectives in Star Maker (1937) and The Matrix (1999)." (Son, respectivamente, la novela de Olaf Stapledon y la película de los Wachowski, ambas muy recomendables). Esta parece ser la frase que más le ha gustado a la reseñista, o quizá la más característica del peipa: "quizá sea una coincidencia relevante que las dos narraciones de un apocalipsis comunicativo, Star Maker y The Matrix, utilizan la estructura fenoménica de su medio (el libro y la pantalla cinematográfica) como un artefacto formal metaficcional que proporciona al lector/espectador un equivalente análogo de la realidad virtual experimentada por los protagonistas". Y es que para proporcionar una experiencia vívida de la realidad virtual… no hay como la realidad virtual. Es decir, hacerla indistinguible de la experiencia semiótica real que está viviendo el lector o espectador.  Y, de rebote hacer que nuestra realidad "no virtual" se virtualice. Cada día lo está más. Por cierto, no sé si he citado la reseña o mi artículo.

Hoy hemos visto Alien con los chavales. The Final Cat. Los aspectos más originales y modelnos de la película, aparte de la contribución de Giger al decorado, también tienen un poquito que ver con este asunto de la realidad virtual duplicada. Ya en tiempos me llamó la atención la escena donde se ve la nave extraterrestre accidentada a través de cámaras de circuito cerrado con conexión defectuosa. Cuando nuestro punto de vista se limita a esas cámaras con interferencias la película es ciertamente moderna. Percepción  mediatizada por la tecnología, visión limitada por una cámara dentro de la cámara. 

Pero en última instancia pasa lo mismo con otras escenas: las de la visión súbita del monstruo. Allí la cámara que limita nuestra visión no es tecnológica, pero sí existe la mediatización de la visión transpuesta del personaje. No vemos al monstruo entero, como no lo ven los astronautas, sólo vemos vagas formas no identificables que se mueven de modo inconexo, o una aparición súbitamente iluminada por una linterna. Todo uso del punto de vista del personaje en la narración, en el cine, enfatiza la mediación del relato por una estrategia de focalización.  Y la manipulabilidad, la comunicabilidad de esta reorganización perceptual de la realidad. Y tienen por tanto estas focalizaciones un parentesco con la duplicación de la tecnología de la visión que se da en las ficciones basadas en una realidad virtual, o realidad construida cibernéticamente.




—oOo—

Mi fotoblog

Mi fotoblog
se puede ver haciendo clic en la foto ésta de Termineitor. Y hay más enlaces a cosas mías al pie de esta página.